domingo, enero 22, 2006

el salto al espejo



Todos caminan a su alrededor, dan vueltas y vueltas como autómatas, sin atreverse ni siquiera a rozarlo. Caminan separados por temor al empujón que les precipite sin remedio a sus entrañas.

Algunos disimulan y lo miran de reojo, otros conservan sus gafas oscuras; todos temen al vértigo.
Sólo unos pocos son capaces de abrir mucho los ojos, tomar impulso y dar el salto.

Etiquetas: ,

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home